English | Intranet

Prevén corto circuito en factura electrónica

a

Un cortocircuito por la barrera generacional tecnológica auguran para enero a la operación de la factura electrónica, que entra en vigor el 1 de enero del 2014.
Javier Rodríguez Sáenz, director de la empresa de tecnología Microsip y presidente del Cluster de Tecnología de la Información, alertó sobre el caos que ocasionará la obligación de la factura electrónica para personas poco familiarizadas con la tecnología computacional.
“Hay personas mayores de 40 años que son de otra generación, que no nacieron con el chip de la tecnología que ni siquiera están enterados de que no podrán facturar y van a tener problemas para el pago de sus facturas”.
Dentro del universo de 2 millones de contribuyentes obligados a la factura electrónica a partir del 1 de enero que facturan menos de un millón de pesos al año, muchos de ellos con actividades como la renta de casa habitación y que son de la tercera edad, poco familiarizados-
También hay una gran cantidad de personas físicas que cuando mucho emiten de uno a cuatro documentos por mes y que ni siquiera están enterados de este requisito.
“La recomendación es que se asesoren con alguien muy letrado en la parte computacional y lo estamos viviendo porque hay empresas que tienen esa cultura interna y no batallan pero hay otras en donde el ámbito computacional es una novedad”.
Señaló que es un hecho que no habrá prórrogas de ningún tipo en esta obligación por parte del Servicio de Administración Tributaria, como ya lo expresó el Jefe del SAT, Aristóteles Núñez.
“El problema es que los causantes nuevos que subirán a factura electrónica son los que perciben ingresos de 250 mil pesos para abajo”, sentenció.
“Y los van a obligar a subirse a la factura electrónico cuando son 2 millones de personas que facturan menos de 1 millón de pesos mensuales que arrendan casitas chicas o servicios profesionales”.
Consideró que esos contribuyentes en un porcentaje importante ni siquiera vive en zonas citadinas o ciudades importantes por lo que no hay tecnología y habrá un proceso difícil de operar”.

Afiliaciones